Los pasos que te harán tener una StartUp sustentable

agosto 7, 2017 168 0 1

Hablar de emprendimiento es cada vez más común entre las conversaciones de los jóvenes profesionales de hoy en día. Son individuos con grandes capacidades que le dicen “no” a los sistemas ya conocidos.

Esa irreverencia ha hecho posible que los startup cobren más fuerza dentro de los mercados económicos y laborales del mundo, destacando, desde luego, una gran corriente que se ha levantado en América Latina.

¿Pero cómo podemos transformar el deseo de ir más allá en una realidad? Desde luego, hay ciertas consideraciones que se deben sopesar antes de adentrarse en el  maravilloso pero desafiante mundo de los startup.

Se empieza con una idea: Todo parte de este punto, de la visión del proyecto, de lo que queremos lograr y de cómo planeamos obtenerlo bajo unos parámetros bastante específicos que definan las estrategias.

Un startup no se desarrollará por sí sola. Rodéate de personas con talento y calidad humana. Clic para tuitear

Para manejar la idea debes pasar por dos pasos

La inspiración es la fase inicial y es aquí estudias los mercados para conocer cuáles son las necesidades. Es válido que apliques un modelo de negocios que ya exista en otro sector.

Es preciso que también acudas la validación. Esto quiere decir, el proceso en el que revisas si esa idea es factible. Se puede tomar como un período de “ensayo y error” en el que se ajusten los detalles iniciales.

Luego buscas a tu equipo: Un startup no se desarrollará por sí sola o con la intervención de una sola persona, por lo que el trabajo mancomunado será una de las claves del éxito de tu propuesta. Rodéate de personas con talento y calidad humana. La comunicación entre sí y el compartir de los mismos valores son un plus en el proceso de selección.

Estudia la competencia y el mercado: Aunque el entorno esté plagado de personas que estén haciendo lo que tú, siempre hay grietas que nadie ha notado y que tú puedes llenar. Muéstrate accesible a las oportunidades y aprende a competir de manera sana porque eso te hará crecer.

Debes ser útil: Crear un startup debe satisfacer una necesidad, o mejor aún, debe ser capaz de resolver un problema. De allí la importancia de analizar tu público objetivo y conocer qué le hace falta que tú le puedas ofrecer.

Plantéate preguntas como ¿Mi público sabe que tiene un problema? ¿Siempre anda en la búsqueda de soluciones a ellos? ¿Hay alternativas para esa solución? Y desde luego ¿Están dispuestos a pagar por mi solución?

Ve poco a poco: Lo primero que debes comprender antes de subirte al barco de una stratup es que no va a navegar a toda máquina sino que se movilizará de acuerdo al crecimiento progresivo que tu público le aporte. Aprende a ser receptivo a las críticas y a replantear conceptos para mejorar.

Equilibra los aspectos financieros: para emprender debes invertir ¿cierto? Entonces no descuides aspectos como la facturación o la inversión que haces. Lo que hagas debe ser rentable y si el modelo de negocio funciona, la situación será idónea.

Tags: Emprender, Emprendimiento, Empresas, Negocios, StartUp, StartUp sustentable Categorías: Emprendimiento
share TWEET PIN IT SHARE share
Related Posts
Leave a reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *